samedi 27 novembre 2010

La multitud

Imposible no relacionar las imágenes de la multitud agolpada ayer a las puertas de los grandes almacenes en Norteamérica y las imágenes de la multitud agolpada en el puente que debería haberla llevado a la Isla de los diamantes, en Birmania. Unos a la caza de la ropa nueva, los otros despojados de la ropa vieja.

La multitud no se teme a sí misma, se busca y a menudo se encuentra. La sensación de hacer cuerpo con los demás es exaltadora, incluso allí donde todos compiten contra todos, como es el caso de la apertura de la temporada de rebajas.

Mi tío me cuenta que más de una vez se ha encontrado impedido de moverse por sus propios pies, llevado y traído en volandas por la famosa multitud. Una vez por razones épicas, otra vez por razones vergonzantes. Lo cierto es que no le gustaría que hubiese una tercera vez. Pero esto no siempre depende de uno. Ni de dos, ni de tres, sino de muchos.

B

Posté par Josepepe à 12:30 - Commentaires [0] - Permalien [#]
Tags :