samedi 20 septembre 2014

La main gauche

Paul Wittgenstein, el hermano mayor de Ludwig, perdió el brazo derecho en Polonia durante la Gran Guerra. Era pianista. Se decidió entonces a adaptar piezas para poder tocarlas con la mano izquierda y les pidió a varios maestros que compusiesen especialmente para él. Ravel aceptó y compuso el famoso Concert pour la main gauche.

Corría 1932 y Ravel estaba en la cima. Cuanto componía era recibido con admiración y el Bolero se había convertido en un éxito mayúsculo. Vasco, Ravel era pequeño (1m 60) y atildado. Pero tenía genio. El día del estreno del Concierto, escuchando lo que Wittgenstein hacía con él, multiplicar arabescos y florituras para mostrar lo bien que sobrellevaba su minusvalía, lo mandó a buena parte. 

Pudo escucharlo una vez, tiempo después, tal como lo había compuesto, pero por entonces ya había perdido la cabeza. La leyenda dice que al final comentó: Pas mal... C'est qui le compositeur ?

La leyenda quiere también que Ravel, empedernido fumador, compuso el Concierto para la mano izquierda para poder fumar mientras lo tocaba. A no ser que fuera para tocarse.

PS / Me entero de lo que no invento por la lectura de Musicophilia, d'Olivier Sacks, y, sobre todo, de Ravel, de Jean Echenoz.

Posté par Josepepe à 14:04 - Commentaires [2] - Permalien [#]
Tags : ,